domingo, 12 de abril de 2015

OVEJA DESCARRIADA


En el año 2003, con los patrocinios del Área de Cultura del Ayuntamiento de la ciudad y de la Fundación Málaga, se celebró una gran Exposición bajo la dirección de la Dra. Sauret Guerrero, comisaria de la muestra y autora del catálogo, donde se recogía lo más granado de conocidas colecciones particulares de PINTURA MALAGUEÑA DEL SIGLO XIX.

En el capítulo "Maestros y Precursores" del catálogo-guía (pág. 48), se reproduce la siguiente obra:

 
BERNARDO FERRÁNDIZ*
"El pastor y sus ovejas"
Óleo/tabla  21x33 cms.
Sin firmar.
Colección particular, Málaga.
(Se hace la observación de que la tabla fue adquirida por un coleccionista malagueño 'en cuya familia ha permanecido hasta hoy día')

Nos remitimos al cuadro de igual título, conservado en el Museo de Arte Moderno de Barcelona:

BERNARDO FERRÁNDIZ BÁDENES (Valencia 1835-Málaga 1885)
"El  Pastor y sus ovejas"
Óleo/lienzo   29'5x41 cms.
Firmado y fechado: B° Ferrándiz - 76
/donado al Museo por su segundo propietario -el Marqués de Alella- en 1902/

Esta obra está reproducida en la excelente monografía BERNARDO FERRÁNDIZ Y  EL ECLECTICISMO...  de la Dra. Sauret, págs. 195 y 276, detallándose en esta última una nota manuscrita del propio don Bernardo, que al dorso de una fotografía del cuadro en cuestión, escribió: "Mal pensado, peor ejecutado y peormente fotografiado, (...) lo regalé; para regalo puede pasar".
El destinatario del obsequio fue el poeta Vicente Querol, que correspondió a su amigo con una efusiva carta de agradecimiento.
Curiosamente, en la relación de precios en que valoró sus cuadros, también de su puño y letra (reproducida en FORTUNY Y FERRÁNDIZ...  Baltasar Peña. Edit. Caja Ahorros Provincial, 1969), aparece descrito como

Opus XXIII    "El pastor y ..."    Tamaño 0,40 mts.    1.500 Frs.

de lo que puede deducirse que, aunque lo había regalado, quiso valorarlo con un supuesto precio de mercado.

Pero aún es más lógico que -si no había quedado satisfecho con el resultado- de ninguna manera iba a realizar una réplica; además, todavía peor ejecutada, con errores en la curvatura del arco de la izquierda, alineación de columnas y bajante de pluviales, amén de un suelo liso; defectos que nunca cometería don Bernardo, y añádasele encima una cruz desvaída y unicolor en la pechera del hábito trinitario del fraile. Esos fallos no son de recibo en el exigente y meticuloso Maestro.










DETALLE de las figuras centrales en la tabla;
no está firmada porque no es original de Ferrándiz, es una burda copia o imitación.

















DETALLE de la escena principal en el lienzo genuino del Pintor, del que no efectuó réplica.



En este caso, a la Comisaria de la Exposición -que en este tipo de eventos es el pastor- se le había 'descarriado' una oveja...



Bernardo Ferrándiz, de pronunciado liberalismo e ideología republicana, dejó entrever en obras como la descrita, cierto sarcasmo hacia la posición privilegiada del clero en la sociedad española, lo que propició que desde su llegada a Málaga, ciertos compañeros académicos -entre los que destacaba Juan Nepomuceno Ávila- propusieran cierta sutil vigilancia a su enseñanza, con la finalidad de evitar que su filosofía minara la mentalidad del alumnado.

BERNARDO FERRÁNDIZ y BÁDENES
"Como pez en el agua"
-Tertulia en el patio del Parador del Amor de Dios-
Óleo s/lienzo   63x83 cms.
Firmado: B° Ferrandiz / 72
Museo de San Telmo, San Sebastián
/Se expuso en 1879 en el Salón de París/


BERNARDO FERRÁNDIZ
"La mula del reverendo"
Óleo s/lienzo   24x31 cms.
Firmado: B° Ferrandiz / Malaga 1878
Museo de Arte Moderno, Barcelona
-donación del Marqués de Alella en 1902-

Las discrepancias entre Ávila y Ferrándiz, unidas al temperamento exaltado del valenciano, tuvieron como consecuencia un desgraciado incidente que terminó llevando a don Bernardo a la cárcel.
Y es que de siempre ha habido ovejas difíciles de reconducir al redil...



Núm. 16


6 comentarios:

  1. ¿Existen ,Gonzalo , en el mercado del arte , copias auténticas sin firmar por los autores originales de obras de arte ? ¿ Es frecuente encontrar dichas copias auténticas sin firmar o , por el contrario, es infrecuente ?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En el siglo XIX, copias del autor -llamadas "réplicas"- siempre aparecen firmadas y la calidad de las mismas no desmerece de la primera obra sobre el mismo asunto.
      Las ejecutaban a petición de los marchantes ó especiales clientes que habían conocido el primer cuadro, ya vendido.
      Moreno Carbonero hizo una réplica de "La fundación de Buenos Aires" para regalarla al Ayuntamiento de Málaga y otra de "La fuente de Reding" para venderla a un particular, todas debidamente firmadas. Muñoz Degrain y otros grandes pintores de la época realizaron igualmente réplicas de sus mejores obras, siempre de gran calidad y firmadas, pues se sentían orgullosos de su autoría.

      Ante una copia sin firmar ha de encenderse la luz de alerta y someter la obra a un exhaustivo examen, pues las posibilidades de pertenecer a copista ó seguidor del maestro son casi seguras, de ahí que en las descripciones técnicas de esas obras sin firma, aparezca la nota "atribuída a..."

      Gracias por su interés, don José. Es una satisfacción contarle entre nuestros asiduos lectores. Un cordial saludo

      Eliminar
  2. Estimado Sr. HAce un par de meses tuve la ocasión de conocer en una residencia particular una pequeña colección de cuadros, varios de ellos con firma de pintores malagueños, entre ellos se encontraban 2 con la firma B. Ferrandiz. Supongo que originales por la antigüedad de los marcos y por el conjunto de la colección. Concretamente un pequeño cuadro sobre tabla de madera, de aproximadamente. 30 X 25 cm. Se corresponde con el Pastor y las ovejas. Es casi idéntico a las fotografías de su artículo, pero en el mismo no aparece la canaleta de desagüe. Obtuve una fotografía del mismo. Puede haber más de un original del mismo. ?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El óleo donado por el Marqués de Alella al Museo de Arte Moderno de Barcelona en 1902, es pieza única y no se conocen réplicas originales de su Autor, por la sencilla razón de que el resultado de la obra no fue de su agrado y no le predispuso a efectuar segundas versiones.
      La tabla a que se refiere será copia y la suposición de que puede ser original por el enmarcado o el conjunto de piezas en que se encuentre puede inducirle a error, dado que las falsificaciones de estos famosos pintores del XIX ya circulaban en su época.
      (Preste atención al siguiente detalle: en esa obra, Ferrándiz utiliza la colocación de la canaleta para acentuar la perspectiva de la esquina, suprimirla aplanaría el resultado de la composición.)

      Como prueba bibliográfica puede añadirse que en la relación manuscrita de sus obras, don Bernardo no incluye ninguna segunda versión de "El pastor y sus ovejas".

      Gracias por su interesante intervención.

      Eliminar
  3. Estimado Sr. Agradezco su atención y su pronta respuesta. Me gustaría ampliar la comunicación anterior, señalando Qué, en la colección indicada había no menos de 20 obras, con firmas de B. Ferrandiz, E. Florido, L.Grarite, G. Gómez, Escalante, Revelló de Toro y otros. Casi todos ellos Marinas, de los que obtuve fotografías, que me gustaria remitirle. Por otra parte - disculpe mi ignorancia - respecto al cuadro referido Pastor y ovejas. ¿No cree Ud. que la bajante de pluviales está fuera de lugar o tiempo en dicha escena y que el codo y contracodo de la misma, forman un angulo imposible-incompatible con la columna. ?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En todas las colecciones se "cuelan" falsificaciones; los errores en los que incurre todo coleccionista son humanos y si se tiene en cuenta el afán por conseguir una nueva obra sin disponer de suficiente tiempo para su previo estudio y análisis, es de comprender la facilidad con la que se puede incurrir en una fallida adquisición.
      Su observación sobre la canal de pluviales es técnica y tiene Ud. razón en su inoperancia o inadecuada colocación en la columna, pero el pintor la utilizó para resolver un problema de perspectiva, como ya le expliqué en la respuesta anterior. Estos problemas le causaban a Ferrándiz en su extrema meticulosidad, arduos dolores de cabeza que en ocasiones -si coincidían- le resolvía su íntimo amigo Mariano Fortuny. (A veces, mientras dormía don Bernardo en sala contigua, Fortuny se levantaba y le corregía mediante acertadas pinceladas, dichos problemas. Esto fue contado por la propia esposa de Ferrándiz y es prueba de la sincera amistad que unía a los dos artistas).

      Como valoro el interés que demuestra por este tipo de pintura y la capacidad de análisis que posee, le invito a visitar en el Museo de la Aduana, la obra de Ferrándiz: "El charlatán político". Observe atentamente la perspectiva de la escalera que ocupa la parte superior del cuadro y adónde se dirige (en la ejecución de esta pintura y sus posteriores arreglos y retoques, Ferrándiz no tenía a mano a su amigo para que le indicara cómo resolver el problema).
      Si Ud. lo estima oportuno, después que vea ese cuadro, haga una observación sobre qué le parece en Comentario al final del Capítulo núm.30: "ESCUCHEN USTEDES".

      Le agradezco nuevamente su interés y la deferencia que demuestra al visitar estas páginas.
      Atentamente

      Eliminar